miércoles, julio 24

Sin Olvido

La sangre corre por el medio de nuestras calles,
Y navega en el limbo de nuestras memorias. 
Somos el resultado de una historia
Cubierta por el rojo de la injusticia, 
De la represión al pensar diferente. 
Nuestros antepasados y antepasadas lucharon por algo 
Distinto a lo que se nos muestra a los ojos:
Pero sólo encontraron el metal de las metrallas,
Y el golpe asesino de "nuestros" dirigentes. 
La tierra ha de llorar tanta miseria
Por los cobardes que se escudan tras la armas,
Por los cobardes que asesinan a su propio pueblo.
Nuestra identidad es turbia
Como los mares conformados por los muertos
Que decidieron alzar la voz en contra de la ignominia.
La sangre aun corre y ha de seguir derramándose
Mientras algunos sueñen con algo distinto; 
Con aquello que divisamos con el nombre de más justo. 
No puede haber olvido ante los opresores
De la libertad, del crear, del libre pensar.
Es por ello,
Que este es un corto llamado a la memoria;
Un llamado a recordar que nuestros pies navegan
Por un rio de sangre impuesto
Por aquellos que se hacen llamar héroes y justos. 
Es un llamado ante la calamidad de sus acciones, de su cobardía
Siempre resguardada tras sus fuerzas militares. 
Es un llamado al no olvido
(Y a la venganza)
Ante aquellos que responden no más que al instinto de matar;

No de pensar. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario