jueves, noviembre 3

Ángel Azul


Apacible brisa mañanera
Ocaso del atardecer entrante,
Horas infinitas desiertas
Luz del caminante agobiante.
Última esperanza de amor
Única esperanza de amor;
Total esperanza de amor
Silenciosa esperanza de amor.
Por siempre mi ángel azul
Por siempre Musa de inspiración,
Musa de las Letras
Musa de mi dolor.
Silencio perenne al amanecer
Voces que gritan al anochecer;
Caminos cortos de esperanza
Kilómetros a la deriva de la distancia.
Dulce néctar no tenido
Dulce aroma que apenas suspiro;
Mis letras malgastadas
En tu corazón siempre sencillo.
Inquietante sombra en el camino,
Aura que aparece en mis espejismos;
El todo de mis sueños,
La nada de los hechos.
Impasible diosa perdida;
Son los tormentos de ésta vida.
Una metáfora para el poeta
Otra realidad para esta novela.
Tú, eres algo
Que no se podría describir en letras.
Tú, eres algo
Que mi poesía apenas llega
Tú eres algo: Eres todo.
Eres lo que este loco desea
Espera, anhela.
Eres el sueño
En el cual el silencio
Deposita sus fuerzas
Para crear el amor verdadero, sincero
Etéreo.
Eres aquello a lo que yo más quiero
Ángel azul de mis sueños.







No hay comentarios.:

Publicar un comentario