jueves, septiembre 29

Bitácora de Viaje

Los caminos pueden ser largos o pueden ser cortos;
La apuesta alta o baja;
Las horas tornarse eternas,
La vida necesariamente incierta.
El paraíso se puede quedar corto,
El tren puede estallar en lo que es: Un momento.
El viajero puede recorrer viejos senderos,
La diosa de esta literatura puede cambiar y renacer de nuevo.
Esta vida es tan clara, como el oscuro fondo del océano.
Por eso el agua es vida;
Porque es otra metáfora que se suma al llavero de alegorías.
Metáforas y puentes,
Vías de Tren y cielos infinitos,
Letras y Letras en cualquier rincón de la existencia.
Todo puede ser expresado,
Por lo menos en lo más superfluo:
Porque estos (los escritos) nunca alcanzarán,
Pero es un puente que yo brindo.
Y por hay anda el entendimiento
De este signo de interrogación
Que a veces abre o cierra una pregunta;
Que suele abrir y cerrar un telón.
Esta bitácora de viaje
No es más que un camino trazado,
Pero con una base fija: lo que soy, lo que eres.
Las letras toman vida
Y te hacen recordar que esta bitácora
No hace más que decirte lo que en silencio he visto
Y pocos han querido escuchar... 


lunes, septiembre 19

Gracias por escucharme

Las excusas no sirven
Cuando lo hecho, hecho está.
Los pretextos que pudimos inventar,
No sirven de nada cuando llegamos acá:
A las Letras, a la esencia.
Suelo equivocarme mucho
Porque me creo el centro del universo.
Y hay algo claro aquí: no lo soy, nadie lo es.
Esta vez tengo que aceptar
Que hice las cosas como no debían hacerse,
Y que aquella confianza que tenía,
Debo recuperarla paso a paso.
Quiero que sepas que te quiero mucho,
Y es lo único que me importa decirte en este momento.
Eres algo especial,
Y de ahora en adelante,
Tan sólo trataré de hacerte más feliz.

Gracias por escucharme. 

lunes, septiembre 12

Bienvenido a un Paraíso


Si me preguntas qué es el paraíso,
Te responderé:
No sé qué es el paraíso; no sé qué es.
Pero si me preguntas:
Para ti, ¿Qué es el paraíso?
Las cosas cambian.
Porque no te digo una verdad única, 
Te digo la mía.
El paraíso es un estado
Entre los muchos que has de estar en esta metáfora llamada vida.
Es un estado en el cual has trabajado para llegar a él;
Y tendrás que trabajar aún más para estar en él.
Y no me malinterpretes cuando me refiero a trabajar,
Esa palabra ha sido transmutada durante el pasar del tiempo.
Mejor te cuento; no, te cuento no,
Te doy la bienvenida al paraíso,
Ya siempre será mejor compartido.
Te doy la bienvenida persona cualquiera,
Te doy la bienvenida.
Porque al intentar sesgar por primera vez un estado parecido al cual me refiero,
Mi primera condición fue invitar a buscar este lugar, este leve sereno.
Así que si quieres compartir algo conmigo,
Lo que sea,
No importa; Siempre será bienvenido.
Que yo te comparto lo único por lo que nací:
Letras.
Mira:
Somos humanos por nuestros deseos mundanos;
Y podemos observar miles de cosas, hechos, señales.
La cuestión no es esperarlas; es buscarlas.
Es buscar en la más pequeña planta
La grandeza imponente que pueda significar un roble.
Es buscar en la mirada perdida
El ángulo perfecto para entender lo que piensa aquella persona.
Es naufragar y hundirse
En los mares de cemento y silencio,
Porque el humano no es solo carne, respiración, reconocimiento.
Trata de olvidarte un rato de tu naturaleza humana
Y vuélvete aire; vuélvete aire.
Nunca olvides a quién te quiso;
No olvides, jamás olvides.
Tampoco vivas de los recuerdos.
Crece, vive, ríe, revoluciona;
Eso significará que realmente valoras mis Letras.
Es un paraíso en el que apenas desempaco
Y ya observo las primeras casas del camino que significa el allá.
¿Hacia dónde?
Que importa, solo sé que es hacia allá...





jueves, septiembre 1

Resignado

A esa tarde de septiembre. 
Resignado.
Mi amigo solo está resignado.
Solo observas,
Tan solo miras y suspiras.
Celas.
Sabe que está perdido
Sabe que sus sueños ya vuelan
Junto a otros silencios inquietos, placenteros, benévolos.
Amigo:

Tan solo te resignas ante esta.